Si te gusta comer y estás buscando bares de tapas en Atocha Madrid, tienes que saber que existen miles de posibilidades de fabulosos platos de tapas de la gastronomía española para comer por esta zona. Y, cómo no, una de las joyas de los platos típicos de España son las patatas bravas, no hay nada que acompañe mejor a una caña.

Para muchos, las patatas bravas son un elemento indispensable cuando nos vamos de tapas y uno de los motivos por los que ir a un bar u otro. Tanto para turistas, como para quienes las piden de continuo, las patatas bravas no pueden faltar en un aperitivo español. Existen múltiples variantes, para los que les gusta más o menos picante, con salsa o alioli, acompañar con o sin pan. Lo que está claro es que las patatas bravas se hacen para todos los gustos y cada uno encuentra su plato preferido en su bar de siempre.

En los bares de tapas de Atocha Madrid puedes encontrar todo tipo de patatas bravas. Los más puristas dicen que lo importante es que las patatas estén bien fritas y que se acierte con la salsa. Los profesionales suelen hervir las patatas antes, de modo que al morder notes la jugosidad de la patata por dentro y el crujiente de la fritura por fuera. Te la pueden servir con piel o sin piel, con mejor o peor presentación, pero la buena patata brava se nota en el sabor.

Lo que está claro es que con o sin picante, más o menos aceitosas, con salsa brava o ketchup, las patatas bravas son un plato estrella en la gastronomía española y en Casa Luciano lo sabemos bien, así que te animamos a que no dejes tu costumbre de tomarte unas bravas con tu cerveza, ideal para disfrutar a lo español.